Comunidad Real Estate - "El instrumento financiero pasó a ser una competencia real del ladrillo"

Entrevista 26 junio 2018

Análisis de coyuntura Créditos hipotecarios Precios Blanqueo de capitales

"El instrumento financiero pasó a ser una competencia real del ladrillo"

Toribio Achával, presidente de la inmobiliaria homónima, aporta una visión optimista sobre el mercado y los créditos hipotecarios a mediano plazo. Además, prevé suba de precios, cuenta los desafíos para profesionalizar la empresa familiar y proyectarse estratégicamente.

¿Cómo es tu mirada sobre el momento actual del Real Estate?

Soy optimista, veo cambios interesantes en el mercado y los hechos acompañan. Los bancos y las inmobiliarias se están empezando a reunir para ver cómo ordenar la demanda de los créditos hipotecarios. Esto es una novedad, hace mucho tiempo que no lo vivíamos.

Según nuestros datos, la facturación por demanda de propiedades usadas del cuatrimestre del año pasado vs. cuatrimestre de este año aumentó un 50%. Hay mucha gente con ganas de invertir y de mudarse. Muchos piensan que la propiedad más adelante será más cara y toman decisiones a partir de eso.

¿Subirán los precios?

Se van a convalidar a futuro. Esta ciudad se está expandiendo con un mercado típicamente hiper concentrado. Pero, a través del transporte público y del desarrollo urbano que se hace desde la Ciudad están empezando a verse cambios de precio y de tendencias. En el barrio parque Donado-Holmberg hace un año y medio vendíamos a u$s 1.600 y hoy estamos u$s 1.100 arriba.

¿Hay realmente mucha competencia entre la inversión en ladrillos y el mercado financiero?

El blanqueo fue exitoso. La gran mayoría de la gente que tenía plata abajo del colchón en el país, la sinceró pero el instrumento financiero pasó a ser una competencia bastante real porque una persona con solo apretar un botón invierte en un plazo fijo bancario que le da alrededor del 20% (de interés). Si bien no le gana a la inflación, ¿qué negocio inmobiliario se consigue hoy que rinda igual? En la actualidad la rentabilidad está un poco amenazada y es un problema.

¿Qué pensás del nuevo código de edificación?

Va un poco en contra del negocio inmobiliario, está a favor del vecino pero no así del desarrollista. Es una puja compleja. No sé cómo terminará.

¿Qué opinás de la ley de alquileres?

No quiero polemizar pero la ley tiene algo de razón en amparar más al inquilino. Hay que flexibilizarse para que la gente viva un poco mejor. No vislumbro que esto vaya a cambiar mucho la rentabilidad actual del negocio. En un país como éste donde hay tanto déficit habitacional y necesidades, no todo es el mercado. No hay que olvidarse de eso.

¿Hacia dónde va la empresa? ¿Qué les falta? ¿Qué esperan?

Estamos convencidos de que la inmobiliaria tiene que agregar valor y no estamos en ningún negocio que no nos paguen comisión o que no reconozcan nuestro trabajo. Nuestro sueño es que haya un mercado mucho más transparente en el que la gente pueda confiar aún más en una inmobiliaria.

Estamos desarrollando medios de información y todo lo que tenga que ver con la tecnología aplicada al negocio para que la gente pueda averiguar cómo son los emprendimientos y nosotros usar los sistemas para saber cómo piensa el cliente y de esa manera poder responderle mejor.  

¿El negocio se perfila hacia una mayor profesionalización?

El inmobiliario no está bien visto. El desarrollista es el que más lo necesita y, a la vez, el que más lo ataca. Estamos trabajando mucho internamente para agregar valor. Tratamos de hacer negocios con menor comisión y mejor servicio al cliente. Intentamos trascender con la mirada puesta al mediano plazo, de tres a cinco años. Los medios de acceso a la información son increíbles y hay que estar preparados para eso.

¿Cómo ves el futuro del crédito hipotecario y del negocio en general?

Todo lo que pueda hacer el Estado para agilizar los trámites y bajar un poco los costos será siempre bienvenido. Si bien son pequeñas cosas, pueden ayudar muchísimo a que la gente pueda tomar un crédito más flexible y rápido.

Estamos recibiendo un montón de consultas. Hay gente que está invirtiendo en lo que sería loteo con housing (construcción) en lugares estratégicos, con buena accesibilidad, cerca de estaciones de transporte público y en lugares bastante desarrollados desde el punto de vista urbano. Eso puede ser un negocio para clase media-media. Hay un montón de gente en el país que piensa en invertir a tres o cuatro años así que son buenas noticias.

Fuente: Entrevista realizada en el programa Real Estate de FM Milenium.



Te puede interesar